Un espía en Londres 2012

El conmovedor gesto de un niño con unos atletas

El gesto de un niño de solo 10 años ha dado la vuelta al mundo y, lo que es más importante, ha conseguido su objetivo de consolar a cuatro atletas de su país tras su estrepitoso fracaso en los pasados Juegos Olímpicos de Londres.

Elías Porter, que así se llama el protagonista de esta historia, quedó afectado tras la decisión de los jueces de retirarle la medalla de bronce del equipo de 4x100 de Canadá.  La repetición demostró que uno de sus atletas había pisado la línea de su calle, algo prohibido por el reglamento, y de ahí la penalización.

Sin embargo, en lugar de lamentarse por lo ocurrido, Elías decidió hacer algo para tratar de animar a sus ídolos: envió al cuarteto una medalla que él había ganado en un torneo de fútbol. De este modo, pensó, no se irían de la competición de vacío.

[Te puede interesar: Volver a empezar, por Almudena Cid]

Connaughton, que fue el que cometió la infracción, y el resto de sus compañeros de equipo, Justyn Warner, Smellie Gavin y Smith Oluseyi, se sintieron tan conmovidos por el gesto que decidieron compartirlo a través de Twitter, para que el mundo pudiera conocer el detalle del joven Elías.

Aquí está la carta completa:

La carta que Elías Porter mandó a los atletas (@justynwarner)

En ella se puede leer: "Querido Justyn, Gavin, Jarred y Oluseyi.  Soy Elías Porter. Tengo diez años y vivo en Terranova, Canadá. Cuando me enteré de lo que sucedió el 11 de agosto, estuve mal. Las reglas no estaban en lo cierto, pero  me di cuenta de lo bueno que eras (...) Algún día, si me convierto en un biólogo o si me hago rico, voy a donar dinero para los deportistas olímpicos de verano y los de invierno. Espero que os guste la medalla".

Blog: Un espía en Londres 2012

Blogs destacados