Un espía en Londres 2012

Gabby Douglas, la niña bonita de los Juegos

Marta Karolyi, la seleccionadora estadounidense, la apodó la ardilla voladora porque la niña volaba en las paralelas. Gabby Douglas se ha convertido en campeona olímpica con solo 16 años, siendo la primera gimnasta de raza negra en obtener una medalla de oro. La opinión pública de los Estados Unidos está rendida a sus pies.

Aunque es cierto que la mayoría de los deportistas olímpicos más laureados suelen dejar de ser centro de atención en cuanto la llama se extingue, todo indica que en el caso de Gabby Douglas esto no va a ser así.

Los expertos en marketing deportivo aseguran que Douglas tiene un potencial publicitario brutal para las empresas más potentes, y que muchas de ellas se pegarán por conseguir que Gabby sea su imagen debido a su bonita sonrisa, su belleza y su personalidad desbordante.

Bob Dorfman, director ejecutivo de Baker Street Advertising, asegura que Douglas podrá ganar entre uno y tres millones de dólares entre el final de los Juegos de Londres 2012 y el inicio de los de Río.

Gabby Douglas obtuvo 50.000 seguidores en Twitter antes de ser medalla. Su rostro ha adornado ya la portada de los principales medios de comunicación de Estados Unidos y entre las celebridades que han llegado a felicitarla hasta ahora se incluye Oprah Winfrey, la cantante Nicki Minaj y el comediante Steve Harvey.

Douglas es una adolescente, le apasionan las películas de Crepúsculo y la música rap. Se ha convertido ya en un modelo a seguir por miles de jóvenes estadounidenses. Eso también hará crecer su cuenta bancaria.

Otras entregas de Un espía en Londres

Shim A Lam rechaza la medalla de la vergüenza

Jaleo por un pecho al agua

La celebración más tierno de los Juegos

Blog: Un espía en Londres 2012

Blogs destacados