Un espía en Londres 2012

Maider Unda, la pastora que tocó la gloria olímpica

Maider Unda ha asaltado las portadas de los medios deportivos tras conquistar una medalla de bronce en los Juegos Olímpicos de Londres 2012. Hace unos días, solo unos pocos conocían el nombre de la luchadora alavesa. Ahora, todos los aficionados al deporte están ansiosos por conocer más detalles de 'Iron Maider', apodo con la que la conocen sus amigos.

Una medallista olímpica que se levanta todos los días a las 6.00 de la mañana y que invierte su tiempo en el pastoreo. Esa es la curiosa historia de Maider Unda, bronce en lucha grecorromana. La luchadora alavesa dedica su tiempo a criar 300 ovejas y a la fabricación de queso Idiazabal junto a su madre. Pese a los madrugones y a sus numerosas tareas diarias.

Esta estudiante de electrónica, y cuyo entrenador Luis Crespo, trabaja como electricista a tiempo parcial también no perdona ningún entrenamiento. Y es que estamos ante una deportista atípica que marca la diferencia a base de tesón y sacrificio.

Unda ha sufrido mucho hasta llegar a los Juegos. En 2011, sufrió una grave lesión de rodilla que a punto estuvo de quebrar su sueño olímpico. Pero esta luchadora, nunca mejor dicho, demostró una enorme capacidad de sacrificio para llegar a tiempo a Londres y colgarse una histórica medalla de bronce.

Esta alavesa de 35 años tenía una espina clavada desde los Juegos Olímpicos de Pekín. En 2008, Unda se quedó a las puertas del podio, finalizando la competición de lucha en quinta posición. Desde entonces, la luchadora se marcó un objetivo, conquistar una medalla olímpica en Londres.

[Relacionado: Joel González hace de oro el taekwondo español]

El camino hasta el bronce olímpico no ha sido fácil para Maider. Desde sus inicios, empezó a practicar lucha a los 9 años en Otxandio, ha tenido que superar numerosas dificultades. Además, también ha tenido que compatibilizar su pasión por la lucha con sus quehaceres diarios, criando ganado y fabricando quesos.

En un país en el que el desconocimiento sobre el deporte de la lucha es notorio, esta vasca ha conseguido que todos los medios se acerquen un poco más a esta disciplina. Maider es la auténtica dominadora de la lucha grecorromana en España, siendo la campeona nacional en 13 ocasiones.

Marcada por las lesiones

La medallista olímpica en Londres también ha tenido que hacer frente a numerosos problemas físicos derivados de este duro deporte. En 2001 sufrió una rotura de pómulo, en 2003 una rotura de menisco y ligamento cruzado interior y en 2004, con los Juegos de Atenas en el horizonte, sufrió una bursitis en la rodilla izquierda que le hizo perderse toda la temporada. La última fue la ya mencionada triada que hizo dudar de su participación en Londres.

Maider Unda ha completado con el bronce olímpico un palmarés envidiable tras los metales conquistados en mundiales y europeos. Además cuenta con un nutrido grupo de seguidores que la acompañan y que ayer poblaban las gradas del Excel Arena ataviados con camisetas verdes que rezaban 'Iron Maider' en homenaje a esta luchadora en la vida y en el deporte.

Otros post que te pueden interesar:

El nuevo y espectacular look de las chicas de sincronizada

Plata histórica para las guerreras del waterpolo femenino

De competir borracho a campeón olímpico

Blog: Un espía en Londres 2012

Blogs destacados