Un espía en Londres 2012

Shin A Lam rechaza la medalla de la vergüenza

"No, gracias", esa fue la reacción de la tiradora Shin A Lam cuando la Federación Internacional de Esgrima le ofreció una "medalla especial" en reconocimiento tras su polémica derrota en los Juegos Olímpicos. La surcoreana recibiría esta presea en reconocimiento por "la aspiración de ganar y el respeto a las reglas".

La Federación busca apaciguar los ánimos de la esgrimista de Corea del Sur. Shin A Lam perdió en las semifinales por un error al añadirse un segundo extra en su duelo contra la alemana Britta Heidemann, que acabaría conquistando el oro. Finalmente, ni siquiera pudo conseguir el bronce tras el duro golpe recibido.

Shin A Lam realizó una reclamación que fue rechazada por la Federación. "No me hace sentir mejor, porque no es una medalla olímpica. No acepto el resultado, porque creo que fue un error", esas fueron las duras palabras de la surcoreana cuando conoció la decisión de entregarle una "medalla especial".

Da el salto a Lego

La tiradora de 25 años permaneció llorando en la pista mientras los jueces deliberaban sobre la validez de la decisión. Después de conocer la confirmación de su derrota, Shin A Lam permaneció otros 45 minutos en el lugar, negándose reiteradamente a abandonarlo. Este hecho se convirtió en motivo de broma a las pocas horas, cuando se publicó una recreación de la situación realizada con juguetes Lego.

Blog: Un espía en Londres 2012

Blogs destacados