Chorreo Digital

Federer y Bob Esponja son como niños

El para muchos mejor tenista de la historia, el suizo Roger Federer, se siente a sus 31 años como un niño con zapatos nuevos. Rejuvenecido, mostrando un entusiasmo admirable para su veteranía, el suizo afronta en Melbourne su enésimo Grand Slam (53º consecutivo) en el que parte, cómo no, entre los grandes favoritos.

A su edad, joven pero de tiempo avanzado para la élite del tenis, reconoce sentirse con más ganas que nunca, como si hubiera empezado ayer. “Sigo aquí. La longevidad siempre ha sido importante para mí”, contaba sonriente ante su nuevo torneo.

“Estoy emocionado por haber jugado tantos Grand Slam seguidos y espero poder seguir con la racha y ver hasta dónde puedo llegar”, añadió el hombre dispuesto a alcanzar cotas sin precedentes.

Federer busca su título número 18 de Grand Slam. Si lo consiguiera se uniría a un selecto club de cinco hombres que han ganado dos o más títulos de Grand Slam después de cumplir 30 años.

Y prueba de que se siente como un crío, Federer hizo un parón en su entrenamiento para juguetear, bailar y divertirse junto al célebre personaje de dibujos animados, Bob Esponja. Y es que en el fondo, son como niños.

Últimos posts

Blogs destacados

Blogs destacados