Dardos Blancos

Fuga de talento

En la temporada que está a punto de comenzar voy a ser un poquito del Arsenal, lo confieso. Se llevan a Cazorla, uno de esos futbolistas que si en vez de en Asturias hubiera nacido en Sao Paulo sería mucho mejor considera por casi todos. Wenger se lleva a un pedazo de jugador, calidad pura para el centro del campo y además una sonrisa permanente que hace más fácil el día a día en el vestuario de cualquier equipo. Además se marcha por un precio más que asequible para el tipo de jugador del que estamos hablando. Sinceramente me hubiera encantado que el Madrid hubiera intentado su fichaje. El asturiano estuvo a punto hace no demasiado de ser jugador madridista-con Ramón Calderón de presidente- pero la operación se paró por cuestiones que ahora no vienen al caso.

Si tomamos el precio de Cazorla como referencia, me parece una barbaridad que estemos hablando de pagar más de 40 millones por Modric, un buen jugador sin más. Sentimientos patrióticos al margen, a mi me parece mejor futbolista el flamante fichaje del Arsenal que el sueño veraniego de Mourinho. Los que apuestan por el croata toman como argumento que Modric puede hacer las funciones de Alonso cuando el tolosarra no pueda estar. Yo lo dudo mucho porque creo que el todavía jugador del Totenham notienelo conomientos defensivos mínimos como para jugar de 5 en el Madrid; él se encuentra más cómodo jugando un poquito más adelantado, es más Ozil que Xabi, para entendernos.

También hay gente que piensa,seguramente con razón, que el Málaga no hubiera vendido a un precio tan asequible al internacional español si el que hubiera preguntado por él hubiera sido el Madrid. Pero en la situación en la que está ahora el club del jeque que se ha cansado de poner pasta, si Mou hubiera apostado por Cazorla el fichaje hubiera salido y a un precio más económico del que se acabará pagando por Modric. Pero el técnico portugués tiene claro que el croata o nadie. Además fichar a un español más supondría un colega más de vestuario para Iker y Ramos, los únicos que esta temporada se han atrevido en algún momento a alzar la voz en contra de algunas de las decisiones del técnico portugués.

Al final la realidad es que se marcha de nuestra liga casi a precio de saldo un grandísismo jugador, siguiendo el camino de Silva y compañía.Se va porque el Barcelona no le puede hacer más hueco a centrocampistas talentosos y porque el Madrid prefiere a un futbolista como Modric aunque valga el doble y haya ganado la mitad que el asturiano.

Antonio Romero | Eurosport

Últimos posts

Blogs destacados