Euro Fútbol

Löw, obligado a replantear la defensa de Alemania

Alemania afronta los dos próximos partidos de clasificación para el Mundial 2014, ante Irlanda y Suecia, en una situación bastante similar a la de la selección española.

A Löw, como a Del Bosque, las bajas le han obligado a buscar alternativas en una zona tan sensible como es la retaguardia del equipo. Las lesiones de Hummels y Lars Bender, unida a la sanción del inagotable capitán Philipp Lahm, obligarán al seleccionador germano a plantear prácticamente una nueva línea defensiva en Dublín.
Todo apunta a que Badstuber volverá a actuar de central junto a Per Mertesacker, dejando libre la banda izquierda a Schmelzer. En el lateral derecho, Jerome Boateng se postula como sustituto de Lahm.

Por delante, el madridista Sami Khedira conformará de nuevo el doble pivote junto a Schweinsteiger. El canterano del Bayern ha vuelto a una convocatoria de Löw tras haberse perdido los dos primeros partidos del Grupo C por las numerosas molestias que venía arrastrando. Reus, Müller, Özil — tras su buena actuación en el Clásico - y Klose podrían completar el once. Aunque Podolski, que pasa por un momento dulce en el Arsenal, también podría tener su oportunidad.

¿Excesivo buen humor?

Sin embargo, no son las múltiples variantes tácticas las que están dando más de un quebradero de cabeza a Löw, sino las críticas de Uli Hoeneß. El presidente del FC Bayern afirmó a inicios de esta semana que el seleccionador tenía que "presionar más y no sólo estar de buen humor." Y añadió:  "Tras esta Eurocopa tendrá que replantearse su comportamiento con los jugadores. Sólo tratando a los profesionales de manera más severa podrá el seleccionador sacar de ellos el último 5% necesario".

Löw no ha tardado en responder esgrimiendo que el tiempo libre es normal durante las concentraciones previas a torneos largos. E incluso ha intentado zanjar la polémica asegurando: "En estos momentos me da igual quien opine de este tema".
Bierhoff, director deportivo de la DFB (Federación alemana de fútbol) también ha criticado las palabras de Hoeneß  "por generar una intranquilidad innecesaria". Pero lo cierto es que las declaraciones del directivo del Bayern se suman a las dudas sembradas por Schweinsteiger a principios de octubre cuando afirmó que en la selección alemana durante la Eurocopa no existía "realmente un espíritu de equipo".

Algo que intentó desmentir Özil destacando que el grupo es "una unidad y cada uno pelea por el otro". Lo único que parece ser realmente cierto es que el debate ya está servido, especialmente si Alemania no convence o incluso se deja algún punto en los dos próximos compromisos.

José Ángel Risco

Últimos posts

Blogs destacados