Rubén Uría

La obsesión del PSG por Cristiano Ronaldo

Qatar Sports Investment adquirió el PSG en junio de 2011, diseñó un plan de negocio a cinco años vista y desembolsó 248 M€ en fichajes, coleccionando los cromos de Javier Pastore, Jeremy Menez, Thiago Silva o Zlatan Ibrahimovic, entre otros. Pero el álbum del jeque no está completo y el río de millones aún no se ha secado. El objetivo número es Cristiano Ronaldo, el capricho personal del dueño del PSG, Sheikh Tamim bin Hamad Al Thani, pariente del jeque del Málaga. De ahí que el presidente, Nasser al-Khelaifi,  Jean Claude-Blanc, ex ejecutivo de la Juventus, hombre fuerte del club, y Leonardo de Araújo, Director General, sigan dando pasos para convencer a CR7 de abandonar el Madrid. A principios de agosto, la entidad parisina se puso en contacto con el entorno de Cristiano para hacerle llegar una oferta astronómica: un sueldo de 20 M€ limpios por temporada, el doble de la cantidad que cobra al año en el Real Madrid (entre 9.5 y 10.5 M€), más un bonus negociable de 5M € extra en variables por goles anotados, títulos y premios. Era la última semana del mes de agosto.

Al conocer la oferta, Cristiano exigió un encuentro con Florentino Pérez, que se produjo durante la presentación de Michael Essien. El luso le comunicó que no se sentía feliz en el club y que quería marcharse. El presidente no daba crédito. Le comentó que el mercado español estaba cerrado, que no tenía margen de maniobra y que debía recapacitar. Cristiano se fue contrariado. Horas después, el portugués no tuvo reparos en airear su estado de ánimo. No festejó sus goles ante el Granada, convocó a los periodistas en una improvisada comparecencia y dejó caer que estaba triste y la gente del club sabía por qué. La tristeza de CR7 puso en jaque al Real Madrid, que se encontraba con el mercado de fichajes cerrado. En cambio, aún restaban días para que se cerrase el mercado francés. Fuentes consultadas por Eurosport aseguran que el PSG esperó hasta última hora, por CR7. Florentino Pérez no entendía que Ronaldo hubiese hecho público un asunto que no debió trascender de lo privado.

Florentino trató de sofocar el incendio acometiendo la renovación del contrato del portugués, algo que todavía continúa en 'stand by'. El presidente del PSG, Al Khelaiffi, en el diario Marca, negaba su interés: 'Cuando queramos a Ronaldo, hablaremos con el Real Madrid, no es cierto que esté triste porque haya hablado con nosotros'. Un desmentido lógico: a los franceses no les interesa entrar en un conflicto con el Madrid porque la UEFA no permite negociar con jugadores con contrato en vigor con otro equipo. El PSG atribuye todo a una serie de rumores y se limita a decir que el luso juega en el Real Madrid. Negativas que no niegan nada. Es más, el PSG trabaja desde hace tiempo para tener el  dinero como para convencer al Madrid de la venta. El próximo 13 de diciembre, los accionistas del PSG tendrán que explicar la viabilidad del club ante la Dirección Nacional de Control de Gestión (DNCG). Existen deudas de Colony Capital, los anteriores propietarios, pero los cataríes confían en la solvencia de QSI para equilibrar el presupuesto.

La gran baza del PSG para acometer una inversión de más de 100M€ para fichar a Cristiano Ronaldo pasa por un patrocinio millonario con un banco de Qatar que está dispuesto a firmar el mayor patrocinio de la historia del fútbol europeo con el PSG. Un acuerdo que supondría unos ingresos de 100 M€ al año, con un monto total de 400M € por cuatro temporadas. Ese banco sustituiría a Fly Emirates, actual patrocinador de las camisetas del PSG, e incluso podría ir acompañado de un acuerdo comercial sobre el estadio Parque de los Príncipes, aún propiedad del consistorio de la ciudad. Un contrato que colocaría al PSG como una especie de embajador mundial del emirato catarí, que le permitiría cumplir con el 'fair play' financiero de la UEFA y que le permitiría contar con un colchón de dinero suficiente como para pagar un traspaso millonario por Cristiano.

La relación de Mendes con los cataríes es muy estrecha. Marca TV informó que el agente de Cristiano se reunió con Nasser Al Khelaifi, presidente del PSG y a la sazón, hombre fuerte del canal de televisión árabe Al Jazeera Sport, para pactar una serie de reportajes destinados a destacar el lado más humano de su Cristiano. Eso puso en guardia al Real Madrid. A eso hay que añadir que Al Khelaifi también es amigo personal de José Mourinho, que comparte agente con CR y suena como futurible del banquillo parisino. A día de hoy, a Eurosport no le consta ningún interés del PSG por Mourinho. Todo lo contrario que en el caso de Cristiano.

El PSG insiste públicamente en que no quiere irritar al Real Madrid, pero el caso es que se sigue moviendo a  sus espaldas. La última conversación informal entre el PSG y el entorno de CR7 se produjo el pasado 21 de noviembre, en el Dinamo de Kiev-PSG de Champions, según la prensa francesa. La versión oficial, que la presencia de Mendes tenía como fin apoyar a uno de sus representados, Miguel Veloso. La oficiosa: el PSG volvió a la carga para preguntar por la situación de CR7. Según ha podido saber Eurosport, Mendes cerró la puerta a una posible operación en enero, consciente de que el Real Madrid se negaría a negociar en mitad de temporada. La propuesta del PSG ha dado una nueva vuelta de tuerca: su objetivo sigue siendo Ronaldo, en enero o en junio. Y si su renovación no se produce, están dispuestos a aliviar sus ataques de melancolía con 25 M€ netos al año para Cristiano. Y eso no es todo, están dispuestos a poner sobre la mesa 130 M€ para convencer al Real Madrid.

Rubén Uría / Eurosport

Últimos posts

Blogs destacados