Özil mejora su punto débil tras la llegada de Modric al Madrid

El mediapunta teutón regresa a las filas del Real Madrid tras firmar dos grandes actuaciones con su selección. Özil lideró a Alemania con tres goles en las victorias ante Islas Feroe y Austria. Modric ha disputado dos correctos partidos con Croacia, pero ni deslumbró ni vio portería.

La llegada de Luka Modric aumenta la competencia en la mediapunta del Real Madrid. El croata se ha convertido en una amenaza para Mesut Özil, hasta ahora titular casi indiscutible en el equipo dirigido por Jose Mourinho. Pero el alemán no ha perdido el tiempo y ha aprovechado su estancia con Alemania para reivindicarse a base de fútbol y goles.

El de Gelsenkirchen comenzó su particular exhibición con la 'Mannschaft' ante Islas Feroe. El jugador del Real Madrid colaboró con dos goles en la victoria de Alemania ante la débil selección del norte de Europa. El primer tanto llegó en un contragolpe que inició y finalizó el propio Özil tras rematar en el área un gran centro de Muller. El segundo lo convirtió tras una gran definición ante el portero rival.

Este martes, Özil volvió a ver puerta en el partido que enfrentó a Alemania y Austria. El mediapunta llevó el peso ofensivo de las operaciones de su selección y tuvo el premio del gol tras convertir con mucha clase un penalti cometido sobre Muller. En definitiva, tres goles en dos partidos.

Una de las críticas más recurrentes que se han vertido sobre Özil desde su llegada al Real Madrid ha sido su falta de gol. En su primera temporada hizo seis goles en 36 partidos y en la segunda convirtió cuatro en 35. Escasa productividad teniendo en cuenta la adelantada posición del alemán sobre el terreno de juego. La llegada de Modric ha podido impulsar a Özil a mejorar uno de sus puntos débiles.

Modric, muchos minutos

El futbolista croata no ha tenido descanso con su selección, disputando 180 minutos ante Macedonia y Bélgica. En el primer partido, Modric realizó una buena actuación en la victoria de su selección ante Macedonia y así se lo reconocieron compañeros, público y prensa. Pero en el empate ante los belgas, el reciente fichaje blanco pasó inadvertido durante todo el choque.

Tanto Özil como Modric regresan ahora a la capital de España tras su periplo internacional y Mourinho tendrá que decidir quien quiere que comande las operaciones ofensivas del Real Madrid ante el Sevilla.