El Bayern se impone con solvencia a domicilio

El Bayern sigue al frente de la Bundesliga gracias a su victoria a domicilio por 0-2 ante el Schalke 04, que no pudo plantar cara a los muniqueses, que se mostraron muy sólidos. Toni Kroos y Thomas Müller adelantaron a los bávaros, en los que Javi Martínez fue suplente tras su titularidad.

El Bayern derrotó a domicilio al Schalke (0-2), con lo que se mantiene como líder de la Bundesliga por su mejor diferencia de goles frente al Eintracht, mientras que el Dortmund vio truncada una racha de 31 partidos sin conocer la derrota al caer por 3-2 ante el Hamburgo.

Los bávaros, en su victoria ante el Schalke, empezaron con varias modificaciones con respecto al partido de la Liga de Campeones de la semana pasada en el que derrotaron al Valencia por 2-1.

El español Martínez se quedó en el banquillo para dar paso al brasileño Gustavo, el croata Mandzukic ocupó el puesto del peruano Pizarro y Müller sustituyó al lesionado Ribéry.

Müller respondió a la confianza del entrenador Jupp Heynckes con un tanto, el segundo tras una gran jugada individual con túnel incluido en el minuto 58, y un pase de gol, el primero, marcado por Kroos en el 55.

Cuando el partido ya estaba resuelto, en el minuto 70, Martínez entró para sustituir a Mandzukic y darle estabilidad al centro del campo.

Sin duda, la sorpresa de la jornada fue la derrota del Dortmund, vigente campeón alemán, ante el Hamburgo, que había empezado la jornada como colista. El coreano Son abrió el marcador para el Hamburgo, aprovechando un centro del exmadridista Van der Vaart, en el minuto 2.

Apenas comenzado el segundo tiempo, el croata Perisic empató para el Dortmund. Más tarde vinieron diez minutos locos. Ilicevic volvió a poner con ventaja al Hamburgo en el 55, otra vez a pase de Van der Vaart, y cuatro minutos después Son aumentó la cuenta.

Sin embargo, el Dortmund, otra vez por medio de Perisic, descontó a vuelta de correo tras una confusión de la defensa del Hamburgo y empezó entonces una fase de permanente ofensiva del campeón alemán, que se encontró con una buena tarde del meta local Adler, que aseguró para su equipo la primera victoria de la temporada.

En los otros partidos jugados hoy, el Mainz derrotó al Augsburgo por 2-0, el Fortuna y el Friburgo empataron sin goles y el Wolfsburgo y el Greuther igualaron a un tanto.

Anoche, el Eintracht había derrotado a domicilio al Núremberg (1-2) y es el único que sigue el ritmo del Bayern, que cuenta sus partidos por victorias.