Guardiola muestra su admiración por Messi

Pep Guardiola ha lamentado la falta de acierto de cara a la portería del Barcelona. "Hemos fallado en los momentos clave". Sin embargo, el técnico culé quiso sacar pecho por Leo Messi. "Tengo que agradecerle lo que ha hecho. Mi admiración hacia él es insuperable. Nos ayuda cada día a ser mejores".

El entrenador del Barcelona, Pep Guardiola, compareció triste en rueda de prensa tras la eliminación en las semifinales de la Champions ante el Chelsea (2-2). "Siempre hay algo que reprocharse porque no estamos en la final. Sólo nos queda felicitar al Chelsea por su trabajo defensivo. Hemos hecho de todo pero hemos fallado. No hemos acertado en los momentos oportunos, en los momentos clave y estas cosas se pagan. Ahora, a recuperarse y a pensar en el año próximo", dijo.

Guardiola se deshizo en elogios hacia Leo Messi. "Tengo que agradecerle lo que ha hecho. Mi admiración hacia él es insuperable, por querer jugar con diez bajo cero, en todas las circunstancias. Nos ayuda cada día a ser mejores. Pasará unas horas malas porque sabe de su competitividad, pero es lo bonito de este deporte. A veces sonríes y a veces otro te gana", afirmó.

Las ocasiones falladas por el Barcelona en toda la eliminatoria fueron clave para el técnico azulgrana. "No sé cuántas ocasiones desperdiciamos y dos o tres veces pero no se puede llevar la contraria a un juego que es caprichoso. Este año no tocaba", explicó con resignación.

Pep también tuvo palabras de elogio para el público. "La gente ha visto que no nos hemos dejado nada sobre el campo. Puse a Keita para ir por arriba. Pensé que pasaríamos en una jugada ilógica, loca. Lo mejor es que habíamos hecho dos goles en el primer tiempo, pero el 2-1 nos hizo daño. A Tito le dije: 'Ahora nos toca rezar'. No lo conseguimos", incidió.

A vueltas con la renovación

Por su parte, Guardiola aseguró que hablará "en los próximos días" con el presidente Sandro Rosell para tomar "una decisión" sobre su futuro. El míster culé explicó que mantendrá un encuentro con Rosell para tomar una decisión "que sea la mejor para la institución".

El contrato de Guardiola con el Barcelona expira el 30 de junio. Si Guardiola renueva cumplirá su quinta temporada al frente del equipo azulgrana, al que llegó en el verano de 2008. Desde entonces, el Barcelona ha vivido su etapa más gloriosa con la consecución de trece títulos sobre dieciséis posibles.