Laporta se desmadra en una boda en Italia

Joan Laporta ha vuelto a dar la nota por algo ajeno al fútbol. El expresidente del Barcelona acudió a una boda en Italia. Tras el banquete, Laporta acabó metido dentro de una piscina vestido y con la corbata anudada a la cabeza. Genio y figura.

En los últimos años, Joan Laporta ha protagonizado varios sucesos al margen del fútbol. El último de ellos ha provocado que el actual diputado del Parlament de Catalunya esté en boca de todos a través de las redes sociales. Y es que Laporta acudió a la boda del empresario Antonio Girardi acompañado de la dermatóloga Chantal Sciuto. Hasta ahí todo normal.

Tras el enlace y el correspondiente banquete, Laporta se desinhibió y acabó dentro de una piscina vestido y con una corbata anudada en su cabeza. La imagen ha recordado a una situación similar ocurrida hace más de dos años, cuando el entonces presidente del Barcelona celebró una victoria azulgrana ante el Real Madrid en una conocida discoteca de la Ciudad Condal bañado en champán.

Al igual que en 2009, la instantánea está dando la vuelta al mundo. A juzgar por las fotografías, el exdirigente azulgrana acabó la fiesta algo perjudicado.

El pasado verano también pudo verse a Laporta fotografiado disfrutando en la cubierta de un yate disfrutando de un puro y champán. Hace unos días, Laporta volvió a criticar a Sandro Rosell asegurando que con el patrocinio de Qatar Foundation por cinco temporadas, el Barcelona ha venido su camiseta "por un plato de lentejas". Todo apunta a que Laporta se presentará a las próximas elecciones por la presidencia del Barcelona.