Liga: Por fin aparece el Jordi Alba que fichó el Barça

El fichaje de Jodri Alba por el Barça fue considerado una ganga tras su espectacular Eurocopa. Tras el fracaso de la sub21 y un inicio dubitativo de Liga, el jugador muestra su mejor versión con sus aperturas por la banda y sus goles siempre parecidos y espectaculares. Aunque no fue una actuación redonda en Riazor porque además de su tanto, también hizo uno en propia puerta.

El Barça ha recibido en octubre la mejor noticia que podía recibir y no es la paternidad de Leo Messi. El fichaje que hizo en junio empieza a mostrar su mejor versión, aquella que cautivó a los dirigentes azulgrana para desembolsar 14 millones de euros que, en ese momento, fue considerado la ganga del mercado.

Jordi Alba ya está encandilando al Camp Nou como ya lo hizo con toda España durante la Eurocopa. El lateral está en uno de sus mejores momentos tanto con la Selección como con el Barça. Ante el Deportivo de la Coruña dejó patente su mejor cualidad, la subida por banda.

Por ahí es por donde ha llegado el primer tanto del Barça ante el Dépor, firmado por el propio futbolista. El jugador formado en el Valencia ha aprovechado un pase al hueco de Cesc para penetrar por el lateral del área y batir a Aranzubía, marcando un tanto muy parecido a los ya marcados por él ante Bielorrusia en la fase de clasificación para el Mundial de Brasil y ante Italia en la final de la pasada Eurocopa.

Muchas dudas en su inicio culé

Jordi Alba dejó dudas de su rendimiento durante las primeras jornadas. Tras una magnífica Eurocopa en la que se convirtió en uno de los hombres más destacados de 'La Roja, se fue a los JJ.OO. con la sub21, donde decepcionó al igual que el resto de sus compañeros.

En los primeros partidos como culé su rendimiento físico no fue el esperado y se quedó fuera de las convocatorias en varias ocasiones. Además, volvió con fiebre tras el partido que enfrentaba a España con Georgia y se rumoreó que jugó enfermo, lo que provocó que no pudiera estar ante el Spartak y otros rivales.

Ahora todo eso se ha acabado y el Jordi Alba al que todo el mundo elogió ha vuelto. Y parece que se quedará.

Ante el Dépor, gol ajeno y en propia

Jordi Alba hizo un gran partido ante el Dépor, pero su buena actuación su vio emborronada en el minuto 78, cuando el jugador, al controlar un balón, hizo una vaselina a su propio portero, Víctor Valdés, haciendo así el cuarto gol de los gallegos. Antes, el lateral había inaugurado el marcador del Barça al aprovechar una excepcional asistencia de Cesc Fábregas.