España no puede con la anfitriona y se vuelve a casa

La selección española necesitaba una victoria para acceder a la lucha por las medallas y no pudo pasar del empate ante Gran Bretaña. Los británicos finalizaron segundos de grupo con 8 puntos por 7 de España. Los dos tantos llegaron desde el punto de penalti.

España sumó hoy un punto contra Gran Bretaña (1-1) que la deja fuera de las semifinales de los Juegos, en un partido con un final de histeria en el que el equipo de Dani Martín se encontró con dos penaltis córner que no pudo aprovechar y tendrá que conformarse con pelear por el quinto puesto.

Los españoles, que buscaban sus terceras semifinales olímpicas consecutivas tras la plata de Pekín 2008 y el cuarto puesto de Atenas 2004, tenían que ganar a los anfitriones a los que valía el empate para luchar por una medalla en sus juegos.

Gran Bretaña, que en los últimos años ha adelantado a España en el ránking mundial -cuarta- mandó un poco más en el juego, se fue con ventaja al descanso y temió la reacción de los españoles, que estuvo a punto de ser definitiva en los minutos finales.

A los 6 minutos de juego los de Dani Martín defendieron bien su primer penalti-córner cuando Quico Cortés detuvo el pinche de James Tindall y Ashley Jackson mandó fuera la bola que le llegó en el rebote. El propio Jackson se encontró con otra buena opción de gol poco después, en una llegada por la banda izquierda y dentro del área culminó otro envío que anuló el portero español.

Estrellados contra un muro

España tuvo problemas para mantener la posesión de la bola, pero pudo ganar un penalti-córner a los 21 minutos. La jugada de estrategia culminada con un tiro de Xavi Lleonart se topó con James Fair y su defensa. Los británicos encontraron mejor los huecos y se encontraron con otro penalti-córner en el que Ashley Jackson puso de nuevo su firma a tres minutos del descanso. James Tindall desperdició luego un tiro alto en una de las últimas jugadas para estirar el marcador.

España tenía que remontar pero siguió sin ver mucho hueco porque Gran Bretaña fue de menos a más y cortó bien sus ataques. Aún así Edi Tubau pudo aproximarse con peligro y soltar una bola que se fue alta y enlazar una buena combinación con Pau Quemada que pudo ser peligrosa.

El partido parecía ponerse a favor de Gran Bretaña con otro penalti-córner a su favor (m.51), pero ni Jackson ni Tindall, que mandó la bola al palo, pudieron abrir más hueco y los locales se encontraron con la misma opción pero en su contra. Su reclamación del vídeo árbitro fue desestimada y Pau Quemada anotó el gol que volvía a meter a España en el partido (m.54), con dedicatoria para Pol Amat y Santi Freixa, hoy en las gradas del Riverbank.

La reacción de España habría sido definitiva si Roc Oliva hubiera acertado en otro penalti-córner a diez minutos del final, y si Pau Quemada hubiera podido rematar los otros dos de que dispuso a 3 de la conclusión, antes de que los árbitros desestimaran una última reclamación del equipo con 57 segundos por delante.

LA FICHA DEL PARTIDO:

1 - España: Cortes; Alegre R., Terraza, Enrique, Fernández, Fábregas, Delas, Alegre D. Tubau, Oliva, Quemada -equipo inicial- Ballbé, Lleonart, Mir, Sallés, Tremchs.

1 - Gran Bretaña: Fair; Kirkham, Jackson, Moore, Hawes, Wilson, Middleton, Tindall, Mackay, Lewers, Smith -equipo inicial- Martin, Daly, Clarke, Catlin, Fox.

Goles: 0-1, m.32: Ashley Jackson, de penalti-córner. 1-1, m.54: Paqu Quemada, de penalti córner.

Árbitros: Taylor (NZL) y Wright (RSA). Mostraron tarjeta verde a Quemada (ESP), Tubau (ESP), Alegre D. (ESP), Wilson (GBR).

Incidencias: partido de la quinta y última jornada del torneo de hockey, grupo A, disputado en el estado Riverbank Arena de Londres.